jueves, 10 de mayo de 2012

Decálogo personal de buenas prácticas


1. Intenta poner el mismo talento en cada cosa que hagas, desde la tarea más importante hasta el gesto más sencillo y trivial.

2. Deja que el mundo lleve su ritmo mientras tu llevas el tuyo. Solo así serás capaz de dar lo mejor de tí mismo.

3. Aplica siempre el dicho vísteme despacio, que llevo prisa. Pretender ir más rápido a menudo no implica terminar antes ni tampoco hacerlo mejor.

4. Si hay que elegir entre atender a una persona o una cosa, quédate siempre con lo primero. Nunca hay nada tan importante como para ocuparte de ello antes que de alguien que te necesita.

5. Nunca te lamentes por aquello que no hiciste por alguien a quien has perdido, sino por lo que puedas hacer cada día por aquellos que tienes cerca y no haces.

6. A menudo un gesto, incluso un silencio, es capaz de decir más que las palabras.

7. Memento mori: nunca dejes que el éxito en un momento de tu vida te lleve a olvidar la frágil condición de la especie a la que perteneces.

8. Trata de huir siempre por igual del derroche y de la usura. No incurras en el error de no tener qué comer mañana, ni en no comer por no gastar. En todo caso recuerda que al final no te llevarás más que lo vivido.

9. No existe problema tan duradero o tan trascendente como para que te permitas el perder la perspectiva.

10. Puedes aprender más de un fracaso que de un acierto, aunque en ocasiones de un acierto se desprende una lección valiosa.










4 comentarios:

  1. Muy buen decalogo y sabias palabras. Si señor

    ResponderEliminar
  2. Buenas socio ¡¡

    Para mí el más complicado estos últimos tiempos ha sido sin duda el número 8.

    Sin duda si fuéramos capaces de cumplirlos todos, seríamos mas felices, estoy seguro.

    ResponderEliminar
  3. Gracias a ambos por pasar por aquí!

    En mayor o menor medida todas ellas contienen alguna dificultad, pero la consecución de ese esfuerzo forma parte del resultado final, un resultado que considero que solo puede ser analizado día a día, y que en general no es acumulable. Todo tiende al caos. Abandonarse conlleva igualmente que lo que hiciste bien ayer de poco sirva si no sigue hoy por esa senda.

    A todos nos espera el mismo final. Mientras tanto, habrá que aspirar a ser felices siempre que sea posible. Esos puntos me sirven para conseguirlo, o, al menos, intentarlo.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  4. Me parece un buen paquete básico de buenas prácticas, estoy de acuerdo con todos los puntos, quizá el punto 5 lo tendría inversamente proporcional por mi experiencia, pero no me lamento, creo que se trataba de personas y entonces cumplía a rajatabla el punto 4.
    Un excelente decálogo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...